Estos son mis diez consejos de fotografía de viajes, los cuales te ayudarán a mejorar tu nivel y te ayudarán a convertirte en un mejor fotógrafo de viajes.

1. NUNCA SALGAS DE CASA SIN UNA CÁMARA

En serio, te arrepentirás.

2. PRESTA ATENCIÓN A LAS TARJETAS DE MEMORIA

Asegúrate de que dispones de suficientes tarjetas de memoria si vas a usar una cámara digital, o de tener espacio suficiente si vas a usar el teléfono. No hay nada peor durante un momento perfecto para una foto que el mensaje «Tarjeta llena» en la pantalla de la cámara.

3. LEVÁNTATE CON EL SOL

Levántate temprano y trata de capturar siempre la hora dorada al final del día (que es, más o menos, la hora justo antes de la puesta de sol); la iluminación es mágica, y una gran iluminación permite hacer grandes fotos.

4. HALLO/SALUT/NIHAO, APRENDE UN SALUDO LOCAL

Esto es especialmente importante si te gusta tomar fotografías de personas. Es educado y aumenta la probabilidad de que la persona a la que estás sacando una foto vea tu fotografía como algo positivo, en lugar de una intrusión. Por lo general, es también buena idea pedir permiso para sacar la foto; normalmente bastará con hacer un gesto amable (ellos devolverán el gesto si están de acuerdo con que lo hagas). Recuerda que en algunas culturas no está bien tomar fotografías de personas, especialmente de desconocidos.

5. PASA ALGÚN TIEMPO EN UNA CAFETERÍA DE LA ZONA

No hay nada tan inspirador como observar a la gente en una ciudad nueva y tomar mientras tanto algunas fotos. Imagina un café al aire libre en París, en una soleada tarde de octubre.

[stacked_images top_left=”2353″ top_right=”2351″ bottom_left=”2352″ bottom_right=”2350″ text=”Fotos de París, Londres, Nueva York y Berlín” bottom_left_caption=”” bottom_right_caption=”Créditos más abajo”]

6. ABRAZA LO DESCONOCIDO

Evita los autobuses turísticos y piérdete. Usa la tarde para explorar y deja de lado el mapa; puedes encontrar las fotos más bonitas en los lugares más inusuales e inesperados.

7. TÓMATE TU TIEMPO

Vive en tu nueva ciudad si puedes, no te limites a estar de paso. Pasar unas cuantas semanas, o incluso unos pocos meses, en un nuevo lugar hará que conozcas la cultura y la gente. Recuerda que el tiempo, la paciencia y una valoración real del lugar que estás fotografiando brillarán a través de las fotografías.

8. TRATA CADA MOMENTO COMO UNA OPORTUNIDAD PARA UNA FOTO

Intenta alejarte de las fotos de puestas de sol. No es que no estén bien, pero hay verdadera belleza en los lugares que menos te esperas, y puedes entrenar tu mirada para encontrar esos momentos poco corrientes y únicos. Esto requiere práctica pero merece la pena; hará que tus fotos sean mucho más interesantes con el tiempo.

9. ABRAZA LOS NÚMEROS

Según mi experiencia, es necesario tomar muchas fotos para conseguir unas pocas joyas, así que sacar 1000 fotografías en uno de mis viajes y conseguir de 50 a 60, con las que esté realmente contenta, es algo completamente normal. No esperes que cada fotografía sea perfecta, aunque piensa que puedes encontrar algo interesante en cada una (punto 8). Y no las elimines antes de haberlas visto en la pantalla de la computadora (la pantalla de la cámara no es igual de buena), a menos que sea una foto tomada por error o totalmente borrosa; podría resultar ser tu fotografía favorita al final.

10. EDITA, EDITA Y, DESPUÉS, EDITA ALGO MÁS

No publiques todas tus fotos de vacaciones en Flickr o Facebook. Escoge las mejores; edítalas en tu computadora con una herramienta simple de edición, como iPhoto o Lightroom; o en tu teléfono con Snapseed o Instagram, y sube un álbum, solo con las mejores, a tus sitios favoritos para compartir fotografías. La calidad por encima de la cantidad es muy importante en el mundo de la fotografía; un hermoso álbum de viajes, que inspirará a otros a seguir tus pasos, vale realmente más que mil palabras.

Cargar más artículos
Cargar más artículos de Agencias
Cargar más artículos en Fotografía
Los comentarios están cerrados.

Comprobar

Ver para creer: las más curiosas coincidencias captadas en imágenes